text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

6 consejos para sobrevivir a un jefe complicado

      
El estrés o la sobrecarga de responsabilidades puede afectar a tu actitud, pero también a la de tu jefe
El estrés o la sobrecarga de responsabilidades puede afectar a tu actitud, pero también a la de tu jefe
  • Si debes permanecer en tu empleo pero tu jefe no te lo pone fácil, es cuestión de buscar maneras de sobrellevar la situación.
  • Sigue estos trucos para no renunciar tu empleo y gestionar el estrés y tensiones de tu entorno laboral.
  • Como apuntan la mayoría de encuestas, muchos empleados renuncian a sus trabajos por culpa de sus jefes y no por sentirse insatisfechos con su empresa o cargo.

Según un estudio realizado por Gallup recogiendo la opinión pública, un 50% de los trabajadores en algún momento de su vida decide abandonar su empleo para no tener que lidiar con un jefe difícil y mejorar su situación personal y profesional.

El problema se agrava cuándo no tienes la opción de dejar tu trabajo o simplemente no quieres dejarte vencer por una situación que puede poner en duda tu profesionalidad.

Si has encontrado razones de sobra para conservar tu empleo y estás decidido a mejorar la situación con tu jefe, es mejor que comiences por leer estos trucos y ponerlos en práctica.

Consulta las últimas ofertas de empleo en Universia

Más información

Maneras de mejorar tu trabajo con un jefe difícil

1. Controla tu estrés

Opta por actividades o herramientas que te ayuden a reducir tus niveles de estrés y ansiedad.

No dudes en recurrir a profesionales que te ayuden a pasar esta mala época, a gestionar tus emociones y a relativizar lo que pasa en tu vida laboral.

Refuerza tu vida personal y tu ocio con personas y actividades que te hagan feliz y te ayuden a seguir adelante.

2. Empatía para todo

Es todo un reto y nada sencillo, pero intenta ponerte en el lugar de tu jefe e intentar averiguar cuál puede ser el motivo de su comportamiento.

Recuerda que también es humano y quizás esté viviendo una situación personal o personal que le esté sobrepasando.

3. Asume tu responsabilidad

Indaga sobre que cuestiones que afectan a tu trabajo y tu forma de ser que puedan ser los responsables de esa mala relación.

La microgestión da la oportunidad de analizar qué está pasando y probar nuevas formas de trabajar que pueden mejorar el ambiente.

4. Busca apoyo en tus compañeros

Si el conflicto no es personal y afecta a todos tus compañeros, apoyaros para analizar la situación y ver qué medidas podéis tomar para limitar la actitud de vuestro jefe o hablar con otros responsables de la empresa.

Si tu eres el único afectado por la mala relación, pregunta a tus compañeros sobre su opinión y qué puedes hacer para evitar el conflicto.

5. Desconecta y desahógate

Si necesitas sacar tus emociones fuera, hazlo fuera del trabajo y con tu círculo más íntimo.

Emplea el tiempo fuera de la oficina para pensar en otras cosas, reponerte y recobrar el ánimo.

6. No es el fin

Piensa que todo es temporal y que tienes la opción de tomar medidas para acabar con esa situación.

Sobre todo, no dejes que la mala relación con tu jefe afecte a tu salud o a tu motivación laboral porque siempre hay alternativas.

Ante todo, mantén tus emociones a raya y apuesta por la cordialidad y la profesionalidad. Será lo mejor para tu reputación laboral y para tu valía personal.

¿Cómo conseguir empleo?

EBook: ¿Cómo conseguir empleo?

Esta guía te ofrece consejos que te ayudarán a mejorar tus posibilidades de éxito en el proceso de buscar trabajo.

Regístrate y mejora tus posibilidades de encontrar trabajo


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.