text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

¿Maestría o Programa de Desarrollo Ejecutivo?

      
<P>¿Maestría o Programa de Desarrollo Ejecutivo?, es la pregunta que se hacen los gerentes que no tienen maestría pero sí una extensa experiencia laboral y se enfrentan a jóvenes con MBA.</P><P>La respuesta es que no hay una regla establecida, todo depende de su situación y objetivos personales.</P><P>Si no dispone de mucho tiempo, trabaja en una empresa de primer nivel donde ha desempeñado diversos cargos y funciones clave y recibe entrenamiento continuo, probablemente baste un programa de dirección o desarrollo ejecutivo en alguna especialidad crítica.</P><P>Las mejores empresas contratan a escuelas de negocios y consultores para mantener a sus empleados al tanto de las últimas tendencias.</P><P>Si por el contrario, ha estado en el mismo puesto varios años, no ha tenido exposición a otras áreas, ha descuidado sus actividades académicas, no lee continuamente y no se preocupa por mantenerse al día, probablemente le convenga hacer una maestría. Requerirá más tiempo y probablemente dinero, pero obtendrá una visión integral de los negocios y se actualizará.</P><P>Decide por uno y por otro, pero cierre la brecha. Será tiempo y dinero bien invertido: ¡en usted!<BR><BR><STRONG>Regresando a las aulas:<BR></STRONG>1. Analice con detenimiento sus opciones teniendo en cuenta su plan de desarrollo personal, las necesidades actuales de la empresa y las del mercado.<BR>2. Converse con otras personas sobre los diversos programas que existen y revise la biografía académica y profesional de los docentes. Recuerde que siempre se debe apuntar a lo mejor.<BR>3. Decida por la opción que le dé un mejor retorno a la inversión que va a realizar, pensando en el tiempo que tendrá que dedicar y a su competitividad, antes de elegir entre un programa u otro.<BR>4. Prepárese mentalmente para regresar a las aulas mientras trabaja. Si bien es una experiencia rica resulta muy demandante, y debe ser consciente de ello.<BR><BR></P>

¿Maestría o Programa de Desarrollo Ejecutivo?, es la pregunta que se hacen los gerentes que no tienen maestría pero sí una extensa experiencia laboral y se enfrentan a jóvenes con MBA.

La respuesta es que no hay una regla establecida, todo depende de su situación y objetivos personales.

Si no dispone de mucho tiempo, trabaja en una empresa de primer nivel donde ha desempeñado diversos cargos y funciones clave y recibe entrenamiento continuo, probablemente baste un programa de dirección o desarrollo ejecutivo en alguna especialidad crítica.

Las mejores empresas contratan a escuelas de negocios y consultores para mantener a sus empleados al tanto de las últimas tendencias.

Si por el contrario, ha estado en el mismo puesto varios años, no ha tenido exposición a otras áreas, ha descuidado sus actividades académicas, no lee continuamente y no se preocupa por mantenerse al día, probablemente le convenga hacer una maestría. Requerirá más tiempo y probablemente dinero, pero obtendrá una visión integral de los negocios y se actualizará.

Decide por uno y por otro, pero cierre la brecha. Será tiempo y dinero bien invertido: ¡en usted!

Regresando a las aulas:
1. Analice con detenimiento sus opciones teniendo en cuenta su plan de desarrollo personal, las necesidades actuales de la empresa y las del mercado.
2. Converse con otras personas sobre los diversos programas que existen y revise la biografía académica y profesional de los docentes. Recuerde que siempre se debe apuntar a lo mejor.
3. Decida por la opción que le dé un mejor retorno a la inversión que va a realizar, pensando en el tiempo que tendrá que dedicar y a su competitividad, antes de elegir entre un programa u otro.
4. Prepárese mentalmente para regresar a las aulas mientras trabaja. Si bien es una experiencia rica resulta muy demandante, y debe ser consciente de ello.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.