text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Cómo hacer una huerta en casa

      
Fuente: Fotos Universia

Crear tu propia huerta es una experiencia única que te permitirá llevar a la mesa lo que sembraste con tus propias manos. Además de gratificante, es muy saludable porque favorece la incorporación de comidas vegetales de calidad en el menú diario, con una cosecha puramente orgánica, sin ningún tipo de componente químico.

Aunque no tengas un jardín muy extenso, podrás utilizar cualquier espacio para llevar a cabo esta experiencia inigualable. Un patio pequeño, un balcón, una terraza; todos estos lugares son propicios para que puedas crear tu propia huerta; solo necesitas un espacio al aire libre, con una buena iluminación solar, dedicación y ganas de disfrutar.

A continuación te ofrecemos algunos consejos para tener en cuenta al armar nuestra primera huerta en casa:

Tamaño

Depende del espacio disponible. Puede ser desde un cantero de 1x1m, hasta un espacio en el jardín de por ejemplo 5x5m en el que podrás incluir pasillos para tener alcance a toda la cosecha.

Canteros

En cualquier balcón o terraza que tenga sol directo se puede armar una huerta. Lo importante es que el recipiente elegido como macetero tenga como mínimo 60 cm de profundidad de tierra.

Elementos

Para comenzar se necesitan algunas herramientas como una pala de punta para cavar, una laya para airear el terreno y una pala de mano que te será útil en todo momento. Es muy importante que además encuentres un espacio en el que puedas preparar el compost con los desechos de la cocina, papeles, yuyos, restos de plantas y hojas secas. El compost producido en casa es el mejor abono que podemos agregar a la tierra para hacerla más fértil y lograr que las plantas crezcan más fuertes.

Vegetales para todo el año

Los más fáciles de producir y que duran todo el año son los aromáticos como el perejil, cebolleta, cilantro, orégano, albahaca y apio. Todos los días del año podrás sembrar verdura de hoja como la lechuga, rúcula o acelga.

Por temporada

Mientras que las verduras de hoja pueden ser plantadas todo el año, las de fruto son generalmente de primavera y  verano. Es la época de los tomates, morrones, zapallos, pepinos, frutillas y berenjenas. En otoño e invierno es el momento de las zanahorias, remolachas, habas y arvejas. Es importante sembrar estas últimas ya que sus raíces aportan nitrógeno a la tierra.

Cuidados

Durante el invierno la huerta demanda poco tiempo de cuidado, sólo se requiere de riego una vez por semana. A medida que la temperatura va subiendo, el riego se hace más seguido hasta que llega el verano, momento en que se necesita regar todos los días por la mañana temprano o por la noche.

Plagas

Existen numerosos productos orgánicos que puedes utilizar para evitar la utilización de veneno. Por ejemplo, para combatir las hormigas puedes poner puñados de arroz blanco cerca del camino que ellas siguen. Tomarán los granos de arroz y los llevarán a su hormiguero, esto hará que el grano, una vez en la tierra, quite toda la humedad del hongo que las hormigas utilizan para alimentarse. Para combatir los caracoles o babosas, es muy útil poner recipientes con cerveza entre las plantas, la cebada los repele.

Lo importante es tener una tierra sana para que las plantas crezcan sanas y fuertes, para esto es recomendable abonar la tierra con  compost casero cada 3/6 meses y no poner pesticidas ni fertilizantes químicos que la contaminen.







Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.