Noticias

Descubre cómo aprender más rápido

      
Fuente: Shutterstock

Todos somos conscientes de que la perseverancia es un factor fundamental a la hora de aprender. Repetir una y otra vez la misma cosa es la base del aprendizaje, pero un estudio realizado por la Universidad Johns Hopkins revela que la mejor forma de aprender (y la más rápida) no depende solamente de la cantidad de prácticas sino de qué manera se llevan a cabo.

El secreto está en salir de la rutina e ir variando el tipo de prácticas para aprender. Esto favorece al individuo tanto física como mentalmente. Al cambiar la rutina la motivación por aprender no se estanca e incluso puede reducir el tiempo de aprendizaje a la mitad.

La repetición iterativa es mucho más eficaz en la aprehensión de una habilidad. Es decir, si se trata de adquirir una habilidad motora o cognitiva, es más conveniente adoptar la repetición iterativa que copiar la misma acción una y otra vez.

A esto se le llama proceso de reconsolidación y supone que la memoria ya consolidada se recuerde y sea modificada por los nuevos conocimientos. Es un proceso en el que los recuerdos existentes son, valga la redundancia, recordados y luego modificados a partir de los conocimientos nuevos o recientes.

Para comprobar esta teoría se realizó un estudio en el que 86 voluntarios fueron divididos en 3 grupos y capacitados por 45 minutos para realizar esta actividad. El experimento consistía en manipular un cursor dentro de una pantalla presionando un pequeño dispositivo de forma manual. Uno de los grupos repitió el mismo ejercicio en dos ocasiones, otro realizó una versión modificada en la segunda oportunidad y el otro practicó el ejercicio solo una vez. El primer y último grupo obtuvieron resultados más bajos que el grupo que realizó las modificaciones.

El truco para hacer este trabajo es hacer variaciones sutiles en las sesiones de práctica, de esta manera los conocimientos se retienen más fácilmente.

A continuación te presentamos 4 consejos para poder aprender más rápido:

  1. Uso de metáforas y analogías: Usa tu creatividad para crear un puente entre aquello que quieres aprender y lo que ya conoces.
  2. Visceralización: Proviene de "visceras" y "visualización". Tiene como objetivo pasar de una idea abstracta a algo tangible.
  3. Niño de 5 años: Tendrás que meterte en la cabeza de un niño de 5 años, e imaginar que le explicas el tema que quieres aprender. Es un excelente método para aclarar tus propias dudas.
  4. Diagramas y mapas mentales:Es la mejor manera de retener información sobre un tema, uniendo una idea con otra,








Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.