Noticias

Palabras clave que tendrán impacto en tus e-mails

      
Un e-mail puede ser la clave para cerrar un negocio o conseguir una entrevista
Un e-mail puede ser la clave para cerrar un negocio o conseguir una entrevista
  • Los e-mails de trabajo deben ser cuidados y redactados de forma estratégica, de manera que apoyen nuestro objetivo.
  • El uso de ciertas palabras clave puede ayudarte a dar con un mensaje con más contundente.
  • Cuando redactes e-mails de trabajo no olvides cuidar otros detalles como el asunto, o incluir tu firma con tus datos de contacto.

Si eres un buen profesional y tienes claras las metas de tu trabajo, posiblemente, no te comuniques igual con un cliente que con un amigo o familiar. Es decir, que es más que seguro que cuando debas comunicarle algo a otro profesional relacionado con tu trabajo serás más consciente de tu mensaje.

Esto mismo debes tenerlo muy en cuenta en los e-mails de trabajo y siempre tener en mente a quién te diriges, cuál es la intención de tu mensaje y qué pretendes conseguir.

Puede que te preguntes si redactar un e-mail de trabajo puede ser tan trascendente, pero no olvides que es el canal de comunicación más empleado en el mundo laboral y que se trata de un mensaje no presencial en el que hay que pensar bien en dar un mensaje claro, profesional, adecuado y conciso.

Conoce el potencial de las carreras de Marketing y Publicidad

Infórmate aquí

Las palabras clave también están presentes en los e-mails de trabajo

Al igual que en el SEO y las estrategias de posicionamiento, las palabras clave también juegan su papel en un correo electrónico, sobre todo con el uso de ciertos términos que denotan una intencionalidad o que sirven para transmitir confianza, profesionalidad y compromiso.

Por este motivo, y según la recomendación de los expertos, te facilitamos un listado de palabras que deberías tener en mente cuando redactes un e-mail de trabajo.

No es necesario que las uses todas y el mensaje suene artificial y poco creíble, pero sí que te acostumbres a un vocabulario o jerga más propio del ámbito profesional.

Antes de enviar cualquier e-mail de trabajo, aunque mandes cientos al día, recuerda repasar la ortografía y posibles erratas, para demostrar que te has tomado tu tiempo en escribir a otro profesional.

No olvides facilitar tus datos de contacto en la firma que incluyas y en redactar un asunto de mail que deje claro el tema o la urgencia de tu petición.



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.