Noticias

Los inconvenientes de utilizar las redes sociales en el ámbito corporativo

      
La estrategia empleada en redes sociales debe ser coherente con la misión y visión que defiende la marca
La estrategia empleada en redes sociales debe ser coherente con la misión y visión que defiende la marca
  • Casi todas las empresas tienen un perfil de marca en las redes sociales, ¿pero esta actividad beneficia a la marca y refleja los valores de la empresa?
  • En ocasiones, las desventajas de las redes sociales corporativas superan a las ventajas y hay que plantearse su continuidad o la estrategia empleada.
  • Esta reflexión se puede aplicar a cualquier empresa o profesional que trabaje su marca personal en las redes sociales.

En la época de la hiperconectividad y de las redes sociales, se ha hecho más patente que nunca ese lema de los estrategas: “Si no se comunica, no existe.”

Esto supone que muchas empresas se hayan animado a crear sus redes sociales corporativas, por eso de estar donde está todo el mundo, conseguir seguidores y mejorar la repercusión de su marca.

Pero esta tarea no es tan sencilla, sobre todo si tenemos en cuenta la exigencia de transparencia y profesionalidad a la que están acostumbrados los usuarios digitales, especialmente los nativos y que también usan estos canales para criticar o denunciar las malas prácticas de las empresas que siguen.

Descubre si las redes sociales son tu futuro profesional

Más información

Desventajas de las redes sociales corporativas

Como siempre es más fácil ver los beneficios, te enumeramos varios de los riesgos a los que está expuesta una marca con una mala gestión en redes sociales o que las usa sin un objetivo claro.

1. Crisis de reputación de marca

Las redes sociales son un arma de doble filo, excelentes herramientas para captar seguidores e interactuar con la comunidad, pero también muy efectivas para recibir el ataque de trolls, recibir críticas y poner en duda el valor de la marca y su profesionalidad.

2. Dedicación exigente y constante

Las redes sociales corporativas no son la tarea que puede realizar un trabajador en su tiempo residual, tampoco es buena idea encargarle esta tarea a un familiar que tiene muchos seguidores y sabe de qué van.

Es una herramienta profesional, potente y que merece un profesional al frente y que ejecute una estrategia coherente y acorde con los objetivos de la marca.

3. Autopromoción y corporativismo excesivo

Es el fallo más frecuente, cuando las empresas usan sus redes sociales para elogiarse a sí mismas y no emplearlas para la interactuación y conocer la opinión de los otros.

4. Información que se facilita a la competencia

Hay que tener cuidado con qué datos e imágenes se hacen públicos y pueden volverse en nuestra contra por el uso que hagan de ellas las empresas de la competencia.

5. La necesidad de perfiles premium y funcionalidades de pago

Usar redes sociales para empresas es más efectivo con cuentas oficiales y perfiles de pago que permitan una gestión eficaz de la publicidad, los datos obtenidos y la repercusión del contenido.

Nadie pone en duda las ventajas que se pueden obtener de las redes sociales, como canal para trabajar la marca personal y la reputación de una empresa. Pero antes de comenzar a emplearlas y de abrir perfiles en todas las plataformas, hay que reflexionar bien sobre ello, si son útiles para la empresa y para qué se van a emplear.



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.